Dentro del mundo del fútbol es común encontrar que, gran parte de las naciones a lo extenso del planeta tierra cuentan con una liga profesional de dicho deporte, además, la mayoría suelen verse acompañadas de un torneo paralelo reconocido como «la copa nacional».

Sin embargo, siempre existen las excepciones que no siguen de cierta manera dichos estándares, en este caso, se hace énfasis en las confederaciones futboleras que deciden por tener dos torneos o copas nacionales dentro de su sistema de competición. En la actualidad, el fútbol inglés es un gran ejemplo de lo mencionado anteriormente, puesto que, en dicho país se disputan la Carabao Cup (copa de la liga) y la FA Cup, asimismo, dentro de la élite del fútbol mundial, Portugal también obedece a un sistema parecido.

En el contexto del fútbol alemán, la Bundesliga y la DFB-Pokal han permanecido por décadas como sus dos competiciones estrella, no obstante ¿Cómo te quedarías si supieras que en Alemania alguna vez existió una copa de la liga? Es por esto que, a continuación repasaremos el formato, calendario, ganadores e historia de tal extinta competición.

Conociendo la DFL-Ligapokal.

En 1997, la federación alemana de fútbol, tomó la decisión de terminar con la Supercopa germana y apostar por un torneo con varios equipos participantes, dejando atrás el formato con dos clubes como se venía realizando bajo la denominación de Supercopa.

Estaba claro que, para ese momento las grandes directivas del fútbol teutón buscaban una alternativa más para recibir dinero de entradas a estadios y paquetes de transmisión, más allá de lo obtenido anualmente por la Bundesliga y DFB-Pokal.

A pesar de los intereses económicos que habían de por medio, los clubes de la Bundesliga (quienes serían los únicos con opciones de participar), accederían a las condiciones propuestas y pondrían en marcha el torneo desde el verano de dicho año. Hay que tener en cuenta que, este se disputaría por un lapso de 10 años entre 1997 y 2007.

En lo que respecta al trofeo a entregarse, su apariencia era muy similar al «plato» que se le es otorgado al campeón de la Bundesliga, sus más notables diferencias eran su color dorado, su forma hexagonal y el enorme diamante en el centro.

Formato, participantes y palmarés.

Exceptuando la primera edición, el torneo siempre mantuvo el mismo formato, el cual constaba de 6 participantes, los 5 primeros equipos clasificados en la Bundesliga de la temporada anterior y, el vigente campeón de la DFB-Pokal.

Los conjuntos se enfrentarían entre ellos en eliminatorias a un sólo partido con la particularidad de que los campeones de Bundesliga y DFB-Pokal, arrancarían su participación desde semifinales directamente, además, el torneo se disputaría en una ciudad y estadio seleccionado por la federación alemana de fútbol.

A diferencia del caso actual de países como Inglaterra y Portugal, esta competición tomaba lugar semanas antes del inicio de la Bundesliga y no, durante la temporada.

A lo largo de 11 ediciones, 5 equipos distintos se hicieron con el torneo: Bayern München siendo el más ganador en seis oportunidades, seguido por Hertha y Hamburgo (ganador de una edición única en 1973) con dos, además de Schalke y Werder Bremen con un título cada uno.

Posteriormente a la final de 2007 en Leipzig dónde Bayern venció al Schalke 04, la DFL encargada de organizar el torneo desde 2005, decidiría ponerle punto final a la competición debido a su poco atractivo para los aficionados, siendo considerado en su mayoría como un simple torneo de pretemporada.

A partir de ese entonces, se optó por traer de vuelta la clásica Supercopa, siendo las ediciones de 2008 y 2009 realizadas de manera no oficial, mientras que, desde 2010 hasta la actualidad se ha desarrollado oficialmente bajo la denominación de DFL-Supercup.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: